Lemoshe
Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Search in posts
Search in pages

Para nadie es un secreto que un ritmo de vida acelerado, el estrés del día a día, los malos hábitos de consumo y una vida sedentaria, traen consigo consecuencias negativas para nuestra salud y nuestra piel. No obstante, en la actualidad existen un sin número de tendencias saludables, que además de abogar por una buena alimentación y rutinas de ejercicio para tonificar y eliminar, se interesan por el cuidado diario de la piel, especialmente del rostro y el cuello, los cuales se encuentran sobreexpuestos al sol, el clima y la contaminación.

Dentro de ese boom de tendencias, los masajes faciales han tomado gran relevancia, volviéndose casi imprescindibles para una rutina de cuidado. Lo cierto es que si trabajáramos los músculos de la cara como trabajamos los del cuerpo, tendríamos los párpados y pómulos en su sitio, o por lo menos, no sería tan pronunciada su caída.

Como ya es habitual, te aconsejamos en primera medida desmaquillar, lavar  y humectar tu rostro antes de ir a la cama, así, no solo eliminarás restos de maquillaje, sino también partículas de contaminación, bacterias, tierra etc. 

Aquí te dejamos algunos métodos para masajear tu rostro desde casa, ¡cuéntanos qué resultados obtuviste!

Masaje lifting reafirmante

Este masaje te ayudará a reafirmar las zonas de tu rostro que tienden a caer o presentan mayor flacidez. Aplica un poco de aceite (coco, almendra o jojoba de acuerdo a tu tipo de piel), o una crema humectante en el rostro, a continuación, comienza dando un masaje en la comisura de los labios aplicando una leve presión y moviendo tus nudillos hacia arriba para ayudar a levantar la piel, ahora, hazlo con tus pómulos realizando un masaje circular suave sobre las protuberancias y deslizando tus dedos hacia los pómulos interno. Para a frente, coloca tus manos en posición vertical tocando la frente con tus dedos, y realiza un movimiento suave en zig-zag, luego, coloca tus manos de forma horizontal en las líneas de expresión de la frente y frota suavemente desde el frente hacia los laterales con la intención de halar la piel fuera de su posición habitual.

Masaje con cubos de hielo

Al frotar suavemente algunos cubos de hielo en el rostro, mejorarás la circulación de la sangre otorgando un brillo natural y reduciendo inflamaciones a causa de granitos o espinillas, además, lograrás tonificar la piel. ¿Cómo aplicarlo? Envuelve los cubos de hielo en un tela delgada para evitar quemar la piel, y pásala por toda la cara evitando masajear una misma área por más de 15 minutos. Al finalizar, aplica una crema o serum hidratante. Tu piel logrará un aspecto luminosos al instante. 

Masaje para los ojos

El contorno de los ojos es una de las zonas más delicada y sensible de todo nuestro cuerpo, muy propensa a la aparición de bolsas u ojeras, líneas de expresión e incluso arrugas. Para realizar un masaje efectivo, da pequeñas palmaditas con las yemas de tus dedos alrededor de los ojos y la sien, luego, presiona con ambos dedos índices el entrecejo, y realiza un movimiento suave de abajo hacia arriba para relajar las líneas de expresión que se forman en esta zona. 

¿Qué otros truquitos y masajes conoces tu? Déjanos tu comentario aquí abajo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X